sábado, 20 de julio de 2013

Dos Crosses de La Pedriza by Andrewrunningplanet

Por la parte más oriental de La Pedriza del Real de Manzanares

Bandoleros 1 - Guadarrama Trail 0 .... José Antonio ¡¡a tu sitio!!
Manzanares el Real, 20 de julio de 2013

Hoy, aprovechando la amable invitación de Ander (andrewrunningplanet.com) para culminar un proyecto iniciado la semana anterior con David, otro bandolero, en La Pedriza, me he decidido a salir con gente de este afamado grupo de corre-montes de nuestra Sierra del Guadarrama.

Uff ... en qué hora; juegan en otra liga y aunque el resultado de la jornada, expresado en términos de marcador, ya refleja cómo terminé, he de reconocer que ha sido una experiencia maravillosa y espero, pasado un tiempo prudencial (o sea, dos o tres añitos .... es broma), se pueda volver a repetir.

Ander en el Collado de La Ventana
La entrada en su blog ha sido titulada: Personas, piedras y piernas ... pocas palabras pero que dicen mucho de ese espíritu que nos invade a todos los amantes de las montañas, seamos de donde seamos .... estemos donde estemos .... solos o acompañados ... por supuesto mejor en compañía.

El proyecto de recorrido, como su nombre indica, une en dos maravillosos bucles las dos pruebas más relevantes que se realizan en La Pedriza: el Cross del Yelmo, organizado por el Club La Pedriza de Manzanares, y el Cross de La Pedriza, de la SEA Peñalara y que forma parte de la Copa de Hierro de carreras por montaña.

Perfil del entrenamiento
La invitación para conocernos fuera del entorno del "cara-libro" vino de un encuentro fortuito hace un par de semanas cuando los Bandoleros estaban entrenando, de cara a la participación de alguno de ellos en la EhunMilak, por Peñalara ... días después subían una fotografía a su muro ... semana siguiente Ander traza el avance del recorrido, junto con David, y el proyecto incompleto es la excusa para conocernos.

con Nerea en Peñalara ... a algunos les vino de perlas la parada (ja, ja, ja)
Para los que pretendan realizar esta prueba, indicarles que esta época del año no es precisamente el mejor momento para su ejecución. La verdad es que este año, benévolo en agua, permite mantener algunas zonas de La Pedriza (fuente de subida al Yelmo, pasada la Gran Cañada, o descendiendo desde el Collado del Venteadero o de la Carabina, por el arroyo de Los Poyos) con agua suficiente para rellenar los bidones a riesgo de coger algún que otro "bichillo" ... pero la tentación y la sed aprietan.

¡¡Cómo terminé!! ... bueno como pude y gracias a las maravillosas píldoras de sales que me proporcionó Ander en la segunda subida al Yelmo ... y a una decisión correcta de no subir al Collado Cabrón; ya sé que se hace en poco más de 10' pero permitió a mi compañero de fatigas desfogarse un poco y a mí tomarme un respiro.

sufrir no ... lo siguiente (Foto de Andrewrunningplanet.com)
El recorrido comienza en la Plaza de Manzanares para tomar la carretera hacia el Tranco; llegando a Casa Julián salimos a senda de ascenso directo hacia el Yelmo pasando por la gran cañada; aquí es recomendable asegurar el agua en la fuentecilla que nos encontramos en el camino, fácil de localizar siguiendo la huella que el líquido elemento dejo en la aridez del terreno.

Abandonamos el trazado del Cross del Yelmo para iniciar el del Cross de La Pedriza hacia el Collado de la Dehesilla o de la Silla como los pastores de la zona denominaban al paso del camino que une El Boalo, atravesando el Collado de Quebrantaherraduras y éste por el que pasamos ahora, hacia Chozas de la Sierra, actual Soto del Real. Es la única zona de descanso que aprovechamos para deleitarnos en el paisaje del Hueco de Coberteros y el Risco del Acebo.

Llegados a la Silla comienza un largo descenso, con algún descanso en el Collado de la Ventana, hacia Las Torres, punto más elevado de La Pedriza; estamos uniendo, por su lado oriental, las dos Pedrizas (anterior y posterior)

Los pasos por Mataervicial, La Bola de Navajuelos y Pared de Santillana nos llevan hacia el Collado de La Ventana desde donde podemos tomar una escapatoria para reducir el largo trazado ....

Camino a La Esfinge (foto Andrewrunningplanet.com)
.... aunque precisamente en esta zona, de sinuoso recorrido, se disfruta de la paz y la tranquilidad de la alta pedriza; merece la pena continuar.

Llegada a Las Torres (2.029 m.) y nos resistimos a su ascensión pero hoy es día de entreno ... promesa a realizar amigo Ander algún día. Este descenso hacia el Collado del Miradero o de la Carabina se puede hacer por una doble vía; decidimos ir alejándonos de los riscos de Las Torres para tomar el descenso del Cross. Larga bajada hacia el cruce de los caminos ("cuatro caminos") en la zona de los Llanitos no sin antes repostar en el arroyo de Los Poyos y disfrutar de la zona de helechos que el frescor y la humedad de la zona permiten su desarrollo durante el estío.

Ya dudo de mi condición física (hoy tocaba un entreno de entre 1.000 y 1.500 d+ pero no tanto como finalmente saldrá) y propongo a Ander que acortaré al llegar a Prado Peluca sin subir al Collado Cabrón; esto, estimo, que me ayudará a tomar algo de aire para el resto del recorrido. Así lo hacemos.

Bueno ... a por la segunda subida a El Yelmo; el deseo de recuperar agua fresquita en la fuentecilla ya citada (engañar a la mente es fundamental en este tipo de actividad de resistencia) me ayuda a pasar los peores momentos de la larga jornada. Miro al suelo, en la zona de Colina Hueca, y me parece ver la huella de las zapatillas de Ander (son muy especiales y no es que sea descendiente de los navajos) ... y pienso: es posible porque está fuerte y yo voy que ya no puedo más.

Efectivamente, llego a la gran cañada, segundo paso por la zona, y me saluda ya desde la fuentecilla. Al llegar y ver mi cara reconoce los síntomas de una desidratación y me sugiere tomar una cápsula de sales para fijar el agua. Desde aquí hay una nueva salida bien hacia el pueblo, por el mismo lugar de ascenso del Cross del Yelmo, o siguiendo la gran cañada hacia el este para encontrarnos con el cruce de la Senda Maeso que utiliza el Cross para la parte de descenso ... le propongo tomar este atajo y que él suba al Yelmo y un pequeño engaño, que agradecí, me hace reconsiderar mi propuesta.

Parece que obran las dichosas sales y voy recuperando el ánimo y las fuerzas. Llegada al Yelmo y saludamos a algunos peñalaros (Ramón y Jorge con una amiga) que han estado escalando La Walkiria ... una de las rutas más asequibles en la zona suroeste de la Peña del Diezmo.

Ander y La Peña del Diezmo
Una de las muchas y gratas alegrías de esta bella jornada ha sido descender de nuevo por la Senda Maeso ... fácilmente habrán pasado 6 o 7 años desde que acompañé a algunos amigos para animar a Raúl en su participación en el Cross del Yelmo.

Las fuerzas ya van justas pero los ánimos de Ander me ayudan a continuar .... bueno y las sales ... bueno y el agua ... bueno y los quiebros a la cabeza .... y la charla de amigos.

con Ander ... un gran tipo (Foto de Andrewrunningplanet.com)
Algunos comentarios sobre lo intrincado del camino, los grandes bloques que hay que descender, las placas pedriceras .... secas pero que con humedad son complejas de acometer, hace que el camino hacia el pueblo se vaya desarrollando casi sin darnos cuenta.

Las casas de la población parece que quisieran emular a los escaladores por las últimas placas .... ¡¡paremos el crecimiento del pueblo!! nuestro destino ya se encuentra cerca; le pido a Ander que pasemos rápido por las terrazas de la zona porque me temo que no me resista a quitar a alguno de los paisanos la jarra de la fresca cerveza que se está tomando. Llamada a casa para decir que ya estoy en el coche y jornada concluida.

Resumen .... lo dicho al principio; ¡¡menos mal que iba sólo un bandolero porque sino la goleada hubiese sido de escándalo!! Es broma. Ha sido una grata experiencia que me ha permitido conocer a una gran persona, Ander. Gracias amigo por compartir este bello proyecto. Lo prometido: volveremos a buscar La Lagunilla y a seguir disfrutando de las carreras por montaña por este bello paraje de nuestra querida Sierra del Guadarrama.

La Lagunilla del Yelmo (julio 2008)
Más información de la ruta, por su mentor, en el siguiente enlace: Personas piedras y piernas

Saludos,
José Antonio by Guadarrama Trail

1 comentario:

  1. Un gran día Jose Antonio. Que buena crónica, me has hecho reir...jajaja.

    Repetimos, que queda pendiente encontrar esos lugares poco conocidos.

    Gracias.

    ResponderEliminar