domingo, 21 de noviembre de 2010

La Pedriza del Real de Manzanares : comienza la temporada 2010-2011

Recorridos por "La Rubia"
14 y 20 de noviembre de 2010

Pues fue que se unieron: las ganas de comenzar la temporada, las primeras nieves en el Guadarrama, el que acababa de llegar de la Norteamérica profunda (y no se había quedado satisfecho) y el "motivador" del grupo para preparar el cóctel perfecto: los entrenamientos en La Pedriza.

Esta entrada resume los 2 itinerarios realizados los días 14 y 20 de noviembre pero .... vayamos por partes.

1.- Entreno 14-11-10

El primero de los entrenamientos presagiaba mal día; de hecho, el "clásico" de la vuelta Integral a La Pedriza se acortó al llegar al Collado de La Ventana. El grupo, selecto y motivado, lo componían Luis, Myriam, Juan Carlos y las máquinas Ángel Luis y Rafa ... ah y este redactor.

Desde Canto Cochino enfilamos el camino hacia Los Barrerones, tomando la subida directa al Yelmo (o Diezmo) a través del camino que conduce al Barranco de Los Huertos. El fuerte desnivel va provocando la desmembración del grupo .... cada uno al ritmo que su fuerza le permite.

Una breve reagrupación cerca del Cancho de Peña Hueca, en frente al Cancho de los Brezos, nos permite tomar aliento y ... guardar la ropa que comienza a estorbar. Al llegar a La Gran Cañada el camino gira a la izquierda para, en escasos metros, pasar por la fuente de la Senda de Las Carboneras que nos llevará a la Pradera del Yelmo. Un breve descanso para la única barrita energética del día y comienza el trote hacia El Acebo.

Esta zona con desnivel negativo permite la carrera y el descenso, aunque complicado por la humedad depositada en las piedras, se produce sin mayor complicación hacia el Collado de La Dehesilla o de la Silla (sinónimo de collado). Una breve pausa de reagrupamiento y ... el compromiso de ....  ir más tranquilos

El Niño (Ángel Luis, para que el no le conozca) ni caso sobre el compromiso que para eso tiene "mono" de Pedriza después de su aventura americana. Su ayuda nos permite pasar las primeras trepadas de esta parte del recorrido y, al poco tiempo, aumenta el ritmo, aunque permitiendo la respiración. El breve respiro viene, lamentablemente, cuando al resbalar se golpea en el tendón rotuliano. Algunas bromas sobre la conveniencia para el ritmo del grupo de "otro golpe" en la parte cerebral de su cuerpo nos permiten recuperar un nivel de pulsaciones más adecuadas .... todo ha sido fugaz porque a los pocos metros ya está en cabeza y marcando el infernal ritmo; su gran corazón y compromiso con el grupo hace que le "perdonemos" esos excesos.

Los riscos se suceden: Bola de Navajuelos, Pared de Santillana. Rafa propone acercarnos a la entrada de la clásica para que Juan Carlos conozca el diedro que marca los primeros pasos en la vía. Comienza la subida por el borde de la Pared (ruta de descenso en su escalada) y ya comenzamos a divisar la zona más cómoda que nos lleva al Collado de La Ventana. No hay tregua ni parada. Unas breves explicaciones a Juan Carlos (su primera experiencia en estos temas) y Luis comienza un frenético descenso por el camino que transcurre paralelo al Arroyo de La Ventana. Un poco de organización del grupo permite que no se pierdan "unidades" por detrás .... Rafa a la cabeza, con Luis, y Ángel en la cola del pelotón.

Indico a Juan Carlos, nada más iniciar el descenso, que preste atención a un pino que lucha por crecer entre rocas ... así es La Pedriza. He recuperado una foto que tomé en un control del Cross de La Pedriza, que os adjunto


El descenso rápido nos lleva paralelos a un sinfín de zonas de bella escalada que algún día intentaré hacer: son Los Pinganillos y su más emblemático sitio: El Pájaro.

Llegamos al cruce con el arroyo de Los Poyos, que desciende desde el Collado de Miradero o de La Carabina o de Prao Poyo, llegando a la zona del Llano del Peluca que nos conducirá, a los más "reflexivos" directamente a Canto Cochino y a los que todavía se han quedado con ganas (Luis, Rafa y "el Niño") subir al Collado Cabrón y volver, cerca del río Manzanares por la antigua carretera, al punto de partida.

Os pongo la gráfica del recorrido


El recorrido: 13,4 Km, 3h18', 4,1 km/h de promedio, 1.010 m desnivel + y otros tantos negativos.

Podéis descargar la ruta desde Wikiloc a través de este enlace:


2.- Entreno 20-11-10

Esta segunda sesión en La Pedriza ha tenido algunos cambios en sus componentes; algunos por no seguir el consejo del amigo Rafael Domenech: a la montaña hay que ir y, luego, ya se verá si se puede hacer algo o no.

Se han incorporado a los incombustibles Ángel Luis (el organizador) y Rafa (el convocante), así como a este redactor, Nacho Cañizares y Juan Carlos Fernández. Nacho Fermín, cuya primera intención era darse un paseito y ver alguna seta, se incorpora en el último momento y le convencemos para que nos acompañe.

Se han descolgado de la "quedada" Miryam y Luis Martínez, así como Pablo Parrón. Las vistas desde Madrid de la Sierra (con muchas nubes) y la lluvia les hacen desistir y deciden quedarse en la cama, alguno, y otros entrenar cerca de Colmenar en el Cerro de San Pedro con ¡¡varias subiditas!!

Hoy trataremos de cerrar el circuito que comenzamos el pasado día 14. La meteo nos asegura una ventana de buen tiempo, aunque ventoso. Según comenzamos la marcha, "el Niño" va proponiendo; el resto nos dejamos llevar.

Salimos de Canto Cochino hacia Charca Verde, paralelo al Río Manzanares. Ascendemos hacia la ruta que desciende desde Las Milaneras paralela al Arroyo Cuervo, cuyo valle cierra el circo de La Pedriza Posterior.

El camino es cómodo y permite el trote, lo que permite al "líder" no dar oportunidades al grupo para comenzar el sufrimiento. La primera parte, cerca de Charca Verde, es algo complicada y utilizamos como referencia una tubería que lleva el agua a los quioscos de La Pedriza.  Aprovechamos que la zona no es muy transitada para hacer acopio de algunas setas (J. Carlos es un azor localizando este exquisito manjar que nos proporciona el bosque en otoño) que Ángel se preparará en una sopa (¡¡sin comentarios!!)

Sin perder la ruta, aunque el camino en algunas zonas no esta muy marcado, llegamos a la zona donde ha comenzado a nevar esta noche ¡¡Qué alegría poder ver este blanco y deseado elemento, cuya exigente práctica a través del esquí de travesía nos fuerza a estos entrenamientos!!

¡¡Llegaron las nieves!!


J. Carlos, Ángel Luis, Rafa, Nacho Fermín y, agachado, Nacho Cañizares

Casi llegando a Cancho Centeno, en la Cuerda de La Milanera, y dado que las condiciones climáticas comienzan a complicarse (fuertes rachas de viento, descenso acusado de la temperatura), unido a la escasa ropa que llevamos, nos hace tomar el camino que cerraría la Circular de La Pedriza, camino al Collado de Tres Cestos.

La nieve en la zona, aun no siendo abundante, ha transformado el camino en una pequeña pista de patinaje cuando pisas las piedras. La precaución del grupo es manifiesta porque lo que se trata es de pasar un día agradable. El sol comienza a verse al llegar al Collado de Tres Cestos


Nacho Fermín y el Collado de Tres Cestos
Una rápida marcha, motivada por la cercanía del solecito, nos hace recuperar algo de calor y ayuda a secar el equipo. Una breve parada (J. Carlos ha perdido el bote del agua) para recuperar fuerzas y comienza el descenso hacia el Collado Lo Romera. Esta zona ya nos permite volver a trotar y pasamos rápido por Cuatro Caminos (cruce entre los caminos al Collado Lo Romera, Collado el Miradero, Collado La Ventana y Prao Peluca) camino del Refugio Giner de los Rios. Todavía nos queda tiempo para hacer recolección de algunas setitas que van a la mochila del sufrido Rafa.

Ya antes de llegar a Prao Peluca, comienza el debate de si terminar la ruta en el Collado Cabrón (opción elegida por los Nachos, Rafa y yo) o subir hacia el Collado de la Silla (o de la Dehesilla), Yelmo y descender hacia Canto Cochino (opción elegida por J. Carlos y el Niño)

Describo la primera opción que fue en la que participé. La subida es exigente por el fuerte desnivel (143 m. en 520 m. de distancia) pero se realiza en 8'28'' Un descanso para recuperar el aliento, algún alimento y algo de líquido. Descenso hacia el Río Manzanares para, cruzando el puente cerca de Charca Verde, tomar la antigua carretera, cerca de la caseta de la Cruz Roja y llegar, trotando y sin parar, a Canto Cochino.

Ha sido un día esplendido. El viento, la lluvia y el frío ha dejado un ambiente limpio; el sol realza los riscos (Cancho de los Muertos, Peña Sirio, Corral Ciego, el Yelmo, Las Torres ...) grabando bellas imágenes en nuestras retinas que nos harán llevar la semana de "urbanitas" de mejor forma. ¡¡Bendita Pedriza!! o como la llamó uno de los "padres" de nuestra Sociedad (RSEA Peñalara), Constancio Bernaldo de Quirós, "La Rubia"

El recorrido: 14,7 Km, 3h39', 4,0 km/h de promedio, 1.673 m desnivel + y otros tantos negativos.


Podéis descargar la ruta desde Wikiloc a través de este enlace:


Saludos,
José Antonio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario