domingo, 6 de marzo de 2011

Rally de Madrid de esquí de montaña - Gredos 2011

Final del Campeonato de Madrid de esquí de montaña.
Hoyos del Espino (Gredos), 6 de marzo 2011

La última prueba del Campeonato de Madrid de esquí de travesía de la temporada 2010-2011 nos lleva hasta Hoyos del Espino (Ávila) donde se celebrará la prueba por equipos que determinará el campeón madrileño en esta disciplina.

Las excelentes sensaciones positivas obtenidas en la prueba de Valgrande-Pajares y el disciplinado seguimiento de las recomendaciones del fisio me hacen augurar grandes esperanzas en la prueba; todo ello unido a la pareja que me he buscado para la ocasión, Jesús Corrales.


 
Jesús, al que ya le "entra" la equipación oficial peñalara

La ocasión de poder obtener buenos resultados los Peñalaros hace que nuestro "entrenador-seleccionador" Rafa Domenech haya constituido equipos de similares características fisio-técnica: los Luises, Pablo-Mauro, Rafa-Ángel y Jesús conmigo. Hay otras participaciones peñalaras: Myriam con Yolanda, J. Carlos y David, Jesús y Luis, Felipe y Javier, Eugenio y Juanjo, Ricardo y José Juan.

Esta prueba no me trae grandes recuerdos de la temporada anterior; tengo "ciertas" cuestiones pendientes porque al llegar a meta el año pasado, los controles ya se habían retirado quedándonos los 2 últimos corredores sin cronometraje oficial. La verdad es que cuando las cosas las piensas en negativo, tarde o temprano te pasa factura ... y creo que eso fue lo que paso ... os cuento.

El viaje lo hemos realizado a primera hora de la mañana desde Madrid el amigo Mauro, Jesús y yo. En algo más de 1 hora y media nos hemos presentado en Hoyos del Espino y ya estamos recuperando fuerzas en un bar de la zona (¿dónde estará ya el desayuno de las 5:30 de la mañana?). Recogida de dorsales, "sorpresa" con el regalo por la participación y .... a la Plataforma.

La nieve caida durante la semana nos augura buena jornada. La organización ha cambiado el recorrido original eliminando la bajada, y posterior subida, a la Laguna Grande desde el Morezón. El tiempo es bueno (¡¡Por fin una carrera con buen tiempo!!) pero al final se complicará y aparecerá la dichosa niebla en los Altos del Morezón.

Buen tiempo en los prolegómenos de la prueba
La prueba es exigente desde el primer momento. Al tratarse de una prueba por equipos, la clave es estar atento a la pareja para llegar al control con similar tiempo o, en su defecto, ayudar al compañero en los cambios (pieles, crampones)

El recorrido diseñado nos lleva hasta la Cuerda de Los Camapanarios desde un poco a la izquierda de la caseta del remonte que hubo cerca del Prado Llano.

Zona de salida hacia Los Campanarios
Centrarse en la prueba me impide tomar más fotografias durante la prueba exceptuando la llegada.

Con buen ritmo llegamos hasta Los Campanarios, pasando por la zona del Chozo del Prao Puerto, donde colocaremos las tablas en la mochila y nos calzaremos los crampones para ascender, y descender, la loma cimera. Jesús, con alguna dificultad con los crampones, mantiene el ritmo que he impuesto, tal vez, como luego analizaremos, algo fuerte.

Desde allí descendemos hacia la Fuente de la Hiruelilla por una zona fácil y que permite una alta velocidad porque se realiza en línea recta. Colocamos pieles y realizamos la segunda ascensión, pasando cerca de las ruinas del Refugio del Rey, hacia la meseta de Navasomera donde tenemos otro control.

Desde Navasomera, y con un descenso más técnico que el anterior y ya con menos visibilidad, llegamos al fondo de la zona denominada Los Colgadizos, que es la zona final del valle entre la Cuerda del Refugio y el Cueto Alto.

Colocamos de nuevo (es la tercera subida) las pieles y ascendemos hacia el Morezón Bajero, uno de los pasos hacia el Circo de la Laguna Grande. Allí comienza los sufrimientos técnicos que nos llevarán a Jesús y a mí a perder varias posiciones en la clasificación.

Jesús, pensando que voy mejor que él y que le cogeré en la subida, va distanciándose de mi porque tengo un bloqueo en la atadura delantera que me impide bloquear correctamente la fijación a la bota; es un constante proceso de parar, fijar, andar y volver a parar. Las parejas van pasando y yo sufriendo con ese tema. Finalmente, y con más calma, un compañero de competición (¡¡Gracias amigo!!) se para y me deja su navaja para extraer el hielo que me impide cerrar correctamente la atadura. Lección aprendida y, con el consejo del amigo David Jiménez (gran vencedor de la prueba), evitaré que me vuelva a suceder ... aunque ya es la segunda vez (ver la entrada de la Altitoy 2011) de esta temporada.


El recorrido del Rally de Madrid 2011 en Gredos

Con más esfuerzo  de lo adecuado trato de ascender la zona más técnica de la prueba (la subida al Morezón Bajero) y gano algunas posiciones. Finalmente, llego al Morezón donde me espera, desesperado, Jesús que ya sabe que he tenido problemas técnicos.

El "descontrol" en el Morezón es de traca .... en la zona más complicada de la prueba (espectadores, esquiadores retirados, corredores) la organización sólo ha dispuesto a una persona y ¡¡sin emisora!! para poderse comunicar. Qué si estamos retirados ... qué si la prueba ya está suspendida en Navasomera ....

¡¡Madrileños, miremos a los Asturianos y en cómo se organizan!! así no hay manera de ganar adeptos a esta bella disciplina del deporte .... Todos, los de arriba de la clasificación y los de abajo, tenemos las mismas ganas y pasión y, por tanto, debemos recibir el mismo respeto por parte de la organización. De verdad, sólo "el número" dará viabilidad a largo plazo a estas pruebas; sin el "pelotón de los torpes" esto se os va de las manos, Federación y Clubes ... sino al tiempo.

Pero volvamos a la prueba .... Le digo a Jesús que "pá bajo" que no estamos cortados y descendemos hacia la Canal del Fraile con poca visibilidad. El control de abajo, antes de la entrada a la canal, ya nos confirma que la prueba sigue su ritmo. En esta fase de la prueba hemos conseguido ganar alguna posición en la clasificación y me motiva para continuar a buen ritmo.

Colocamos las pieles por última vez, Jesús me dice que está en "luz roja" y subimos los pocos metros de desnivel que nos llevará, de nuevo, a Navasomera para el último control antes de la meta.

Ya sólo nos queda el largo descenso, casi 3 km., desde Navasomera, por la Cuerda del Refugio, hacia el Prado de las Pozas.

En la meta, esperando la llegada de Jesús
Las sensaciones, ya en meta, son agridulces pero .... hay que quedarse con lo positivo: creo que casi estoy recuperado de la lesión, excelente compañero para otras carreras (Jesús) y un día maravillo que cerraremos, con el resto de Peñalaros, en el excelente y abundante ágape que, la organización, ha gestionado en un restaurante del pueblo.

La guinda de la excelente jornada será puesta por la clasificación de los Peñalaros ¡¡Felicidaes a todos!!:

- Myriam y Yolanda, 3ª en féminas
- David Jimenez y Guerrero, Campeones de Madrid
- Luis Santos y Jesús Retuerta, Subcampeones de Madrid
- 9 equipos de Peñalaros entre los 16 clasificados en la absoluta masculina

Tendremos que ir pensando si en vez de pagar por las inscripciones .... deberíamos ir pensando en "cobrar" los gastos de desplazamiento .... ¡¡Es broma y que nadie se enfade!!

Este ha sido el perfil de la prueba con 1.212 m. de desnivel positivo y 18,17 Km. de distancia. 


Perfil de la prueba

Una de las actividades ya clásicas en esta prueba es el aperitivo que el Club Alpino Madrileño, organizador de la competición, nos ofrece a base de jamón serrano y refrescos en la misma Plataforma, lo que ayuda a los corredores a recuperarse hasta bajar al pueblo.

Lamentablemente la gente de la organización desconoce los proyectos empresariales de algunos Peñalaros, que no voy a citar por su nombre, pero como nunca es tarde, solicitamos a Juan Guerra que, para próximas ocasiones, tenga a bien considerar a nuestra marca en la elección del jamón ya no sólo para el aperitivo sino también como regalo a los competidores.

Si el presupuesto no llega para un jamón entero, o una paletilla de 5 kilos bastante arreglada, sí, al menos, dará para un par de kilos en un buen corte libre de hueso y envasado al vacío. Todo se podrá ir hablando pero para que conociera de primera mano el producto se le invitó a ver una muestra que algunos de los miembros de la empresa siempre llevan en el coche, por aquello de la promoción.

Una peñalara inmortalizó el momento para los que puedan pensar que estamos de "coña". Ahí va la foto  ... ¿a qué no descubris quién es el que compraría los jamones?

Miembros destacados de la empresa con la muestra del producto y el posible cliente
Ahora ya a pensar en la XXXVI Travesía Andrés de Regil en Fuente Dé, los días 2 y 3 de Abril y el desembarco de los Peñalaros en Espinama; este año seremos, como es casi habitual, cerca de 60 comandados por Ángel Luis y Rafa.

Saludos,
José Antonio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario